SEO y Google Places

Imagen de Andrea Picaso
Google Places, el servicio que el buscador pone a disposición de comercios y empresas es una gran ayuda para posicionar nuestras páginas webs en base a la localidad, y con la intención de derivar tráfico de nuestra propia área de influencia.

Un océano de información

La Internet puede ser considerada como un enorme océano de información. La metáfora no sólo es adecuada para darnos cuenta de la cantidad de páginas webs existentes sino también porque podríamos comparar a los webmasters preocupados por el SEO con un grupo de pescadores. Por qué irse a probar suerte con las redes a mares lejanos cuando tenemos el alimento que necesitamos en nuestra propia comunidad.

Cómo funciona

Google Places es un servicio que tiene como finalidad ubicar geográficamente a los distintos negocios y empresas, destacándolas en Google Maps. Esto es muy interesante porque una vez determinada la localidad, esas empresas saldrán favorecidos en las búsquedas que realicen los usuarios y que contengan una orientación geográfica. No necesariamente el usuario tiene que ingresar la ubicación en la búsqueda (por ejemplo, "fontaneros Cáceres"). Si realiza la búsqueda logueado con su cuenta (desde donde Google puede obtener su ubicación geográfica) o si la realiza desde un móvil con la ubicación geográfica activada, recibirá como respuesta una página de resultados que le devuelve en la parte superior una lista con un mapa de distintos proveedores de lo que está necesitando, sin necesidad de incluir el término "Cáceres" en la búsqueda.

Claras ventajas de Google Places

En primer lugar, cuando el comercio completa el perfil para ser incluido en Google Places, también incluye una cantidad de información de utilidad para el usuario, como teléfono,  horario de atención, formas de pago, etc. Entonces, más allá de la calidad de nuestra página, o los esfuerzos de posicionamiento web que hayamos realizado, ya tenemos un público cautivo por el mero hecho de la cercanía geográfica.
Tan abundante es la información que ofrece Google gracias a este servicio, que en muchos casos ni siquiera es necesario que el usuario visite las webs listadas, pues puede ver un completo resumen en la misma página de resultados, y contactar con cualquiera de los proveedores, más allá de la Internet.
Sólo hay que completar el perfil de cada empresa comercio desde este portal: http://www.google.com/business/placesforbusiness/, por supuesto desde una cuenta de Google. Una vez realizado el procedimiento hay que verificar la información aquí vertida y validar la cuenta. Una opción es recibir una carta postal de Google con un código que luego ingresaremos, pero también podemos optar por una verificación telefónica o a través del mensaje de texto.